Crítica de “Proyecto Rampage”

0
539
Crítica de

Son numerosas las películas basadas en videojuegos de las décadas de los 70 y de los 80 que se anunciaron hace ya unos cuantos años. Es el caso de “Asteroids”, “Missile Command”, “Space Invaders o “Rampage” (cuya adaptación al cine precisamente es objeto de esta crítica).

“Proyecto Rampage” se ha estrenado con distintos títulos en diversos países del mundo, seguramente para evitar posibles demandas del alemán Uwe Boll (quien se ocupó de una saga de películas con idéntica denominación principal).

El juego original era muy divertido, pero, claro, no destacaba precisamente por poseer un gran argumento. Esto es algo que se intenta corregir en el filme, aunque no con mucha fortuna.

Y es que el guión es lo peor de “Proyecto Rampage”, cinta que persigue dar una mayor profundidad al origen de los tres gigantescos animales que en el juego se dedican a destruir algunas de las ciudades más conocidas de los Estados Unidos de América.

Da igual que en parte se mejore dicha premisa si luego no viene acompañada por una buena escritura en el momento de desarrollar a los personajes humanos de la historia. Y eso es lo que precisamente sucede en “Proyecto Rampage”, hasta tal punto de que nos importa bien poco el destino de todos ellos.

Dicho lo cual, el lector se preguntará si al menos la película resulta entretenida. Mi única respuesta posible es la siguiente: sí, se deja ver, pero con cierta indiferencia. Cuando en la pantalla se suceden múltiples escenas de acción y de destrucción pero uno empatiza más con un gorila rabioso que con un primatólogo o con una ingeniera genética que ha perdido a su hermano tras una dura enfermedad… ¡mal vamos!

Crítica de "Proyecto Rampage"
Dwayne Johnson y Jeffrey Dean Morgan en “Proyecto Rampage”

Aunque Dwayne Johnson es un actor carismático, últimamente da la impresión de que siempre interpreta a la misma persona. Aquí encarna a un tipo solitario que prefiere la compañía de los animales a la de sus congéneres. Pues lo siento, pero no hay quien se lo crea en su papel.

Por su lado, Naomie Harris tiene que lidiar continuamente con el sambenito de ser la típica compañera de reparto de la estrella del filme. Por mucho que los guionistas le den una carrera de prestigio, esta buena mujer no deja de ser salvada una y otra vez por el héroe de la función.

De los villanos mejor no hablar, puesto que Malin AkermanJake Lacy hacen lo que pueden a la hora de interpretar a los hermanos Wyden (de todos modos, tampoco es que estemos hablando de una actriz y de un actor que destaquen por sus fabulosas carreras).

Ah, y por ahí andan Jeffrey Dean Morgan, quien a ratos nos recuerda al Negan de la serie “The walking dead”, y un Joe Manganiello que tampoco es que disponga de mucho tiempo para lucirse.

Los efectos especiales de “Proyecto Rampage”

“Proyecto Rampage” no es un largometraje especialmente caro, o al menos sus 120 millones de dólares de presupuesto no resultan tan elevados si los comparamos con el de otras producciones de Hollywood.

Sin embargo, se nota que la película se ha completado con prisas, ya que en algunas de sus escenas no existe una perfecta integración entre los elementos reales y las criaturas digitales.

El director Brad Peyton, cuyo último trabajo fue “San Andrés” (también protagonizada por Johnson), vuelve a dar muestras de su escasa personalidad. Si bien la puesta en escena del filme es correcta, no hay nada memorable en las imágenes que nos muestra.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.